19 Oct

España y EE.UU. firman un acuerdo para descontaminar Palomares

España y Estados Unidos firmaron hoy una declaración de intenciones para la limpieza del suelo contaminado de la localidad de Palomares (Almería, sureste de España) y «reparar un error que se cometió hace 50 años», según el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo.

El acuerdo fue rubricado por García-Margallo y el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, quien inició el domingo una visita oficial a España.

“Es el símbolo de la amistad entre los dos países, que son aliados y socios que confían el uno en el otro, el otro en el uno, y que juntos tenemos muchas cosas por hacer”, subrayó el ministro español.

La limpieza del suelo

Uno de los asuntos bilaterales que quedaban por resolver entre España y EEUU era precisamente la limpieza del suelo contaminado de Palomares, que mantiene radiactividad desde 1966 a causa de la caída accidental de varias bombas nucleares de un avión estadounidense.

Fue el 17 de enero de 1966 cuando un bombardero B-52 con cuatro bombas nucleares de 1,5 megatones y un avión cisterna de la base de Morón colisionaron en vuelo sobre el pueblo de Palomares.

Tres de las bombas fueron localizadas poco después en tierra -una se encontraba intacta y las otras dos habían sufrido daños y liberado carga (plutonio, uranio y americio, fundamentalmente)-, mientras que la cuarta fue sacada del mar el 7 de abril.

Ahora, a negociar

El pacto rubricado hoy es una declaración de intenciones que establece el inicio de una negociación para un acuerdo técnico sobre la limpieza del suelo y el traslado de las tierras contaminadas a Estados Unidos, según informaron fuentes del Ejecutivo español.

Según el texto de la declaración de intenciones, ambos países “tienen previsto negociar, tan pronto como sea posible, un acuerdo para determinar las actividades, funciones y responsabilidades precisas” de ambos países para ejecutar el proyecto de rehabilitación y depósito.

En el acuerdo firmado hoy, Estados Unidos recuerda que en los meses siguientes al accidente el Departamento de Defensa estadounidense, cooperando con las autoridades españolas, restauró muchas de las zonas afectadas.

Posteriormente, mediante el acuerdo Hall-Otero firmado el 25 de febrero de 1966, España y Estados Unidos convinieron en llevar a cabo una serie de estudios de la zona, y continuaron trabajando en años sucesivos en la vigilancia y análisis de los niveles de contaminación del lugar de accidente en Palomares.

Fuente: EFE

Residuos

0 Comment

related posts